Mostrando entradas con la etiqueta Vehículo electrico. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Vehículo electrico. Mostrar todas las entradas

sábado, 28 de enero de 2012

MOVILIDAD ELECTRICA Y CAR-SHARING


He dejado pasar unos días desde la presentación en Bruselas del coche electrónico urbano HIRIKO para reposar las ideas, cuando me encuentro una nueva noticia sobre la presentación de otra iniciativa de vehículo eléctrico en Bilbao de la mano de IBIL/IBILEK: “Bilbao se sube al vehículo eléctrico con un sistema de alquiler pionero en el Estado”.
Este sistema de alquiler no es mas que el car-sharing que conocemos desde hace tiempo con automóviles convencionales y sobre el que hemos depositado fundadas esperanzas por su potencial de contribución a la movilidad responsable (el término “sostenible” ya está muy adulterado).
La unión de coche eléctrico y car-sharing creo que tendrá su espacio en desplazamientos territoriales no cubiertos por el transporte público ni por la bicicleta y deberíamos ser prudentes no generando falsas expectativas en cuanto a su posible utilización. La experiencia demuestra que todavía estamos lejos desde el punto de vista de la innovación social necesaria para aceptar estos sistemas de consumo colaborativo ya que la propiedad del vehículo particular sigue siendo todavía predominante.

De todas formas bienvenidas sean estas formas de movilidad “verde” aunque no para nuestras ciudades ni mucho menos para sus centros históricos, perfectamente paseables sin necesidad e vehículo alguno.
En cuanto a la movilidad eléctrica (e-movilidad) en coches particulares, en propiedad, que al fin y al cabo es lo que pretenden estas iniciativas, quiero hacer referencia a una posición oficial de la UITP en la que bajo el título de “Hacia una movilidad urbana europea con emisiones bajas o nulas de carbono” ratifica que la movilidad urbana futura no podrá ser sostenible si se basa únicamente en los automóviles eléctricos, y añade acertadamente que el cambio modal hacia el transporte público, los desplazamientos a pie y en bicicleta son vitales para alcanzar los objetivos estratégicos de la UE.
La electromovilidad individual no resuelve los problemas de los embotellamientos, ni tampoco mejora la eficiencia del tráfico en las ciudades. ¡Un atasco verde no deja de ser un atasco!