lunes, 29 de noviembre de 2010

COCHE Y TABACO



De la misma manera que los fumadores han comprendido que no se puede fumar en cualquier parte, los conductores deben entender que no se puede utilizar el coche para todo.
Hace apenas 15 años se podía fumar en las salas de espera, en el autobús, en el avión, en el trabajo, en los hospitales..... YA NO, ahora incluso nos parece impensable que se permitiera. Era una cuestión de educación, de no molestar, no costaba tanto, pero no dejamos de fumar hasta que no se nos impuso por ley.
Con el coche, pasa algo de lo mismo. Sabemos que hacemos mal, que hace ruido, que contamina, que molesta, que perjudica nuestra salud, la de los demás y la de todo el planeta, pero no lo dejamos. Si bien es cierto, que en muchas ocasiones se utiliza porque no hay transporte alternativo, la mayoría de las veces no es así. Mientras, en esta ciudad, el coche sea el transporte más cómodo, lo seguiremos utilizando.No se puede hacer que el transporte público o la bicicleta sean más confortables que el coche, pero lo que sí se puede hacer es que sean más rápidos y más baratos. Y para ello, señores, no hay otra que cobrar por el aparcamiento y quitar espacio al coche para dárselo al bus, a la bici o para, sobre todo, devolvérselo al ciudadano. ¡No hay otra! No se trata de prohibir el uso del coche, se trata de que nos de pereza usarlo porque habrá otra alternativa de transporte que nos parecerá mejor. Y si eliminamos de las calles los desplazamientos en coche innecesarios, los otros, para los que no existe alternativa, mejorarán.

"En bici, hacia ciudades sin malos humos"

2 comentarios:

pericmaniac dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
pericmaniac dijo...

Hombre, conseguir que dé pereza coger el coche en invierno para decantarse por quedarse helado o empapado en una bici, o esperando al bus, es mucho desear… Creo que hay vías más eficaces para conseguir reducir espacio de coches. Por ejemplo, la última moda que ha llegado de Europa, el carpooling. No es nada del otro jueves, simplemente aprovechar la web para contactar con otros conductores o pasajeros y compartir el coste del trayecto o viaje en coche. Así se usan menos coches, hay menos que aparcar y hay menos que contaminan, se conoce gente… Écha un vistazo, por ejemplo, a webs como Comuto.es (www.comuto.es) y verás la cantidad de gente que está buscando opciones para usar menos coche. Un saludo!